Bahía explotó en el final y le dio un cachetazo al campeón: 71-58
Imprimir E-mail

Enorme triunfo de Bahía ante Uniceub en el arranque de las semis de la Sudamericana, con un último parcial desorbitante (25 a 7). Redivo, lo mejor.

Bahía Basket escribió una página victoriosa difícilmente de olvidar este martes. Si bien todavía hay que esperar su suerte en los siguientes dos compromisos del cuadrangular, el equipo de Sebastián Ginóbili sacó un triunfazo ante Uniceub por 71-58 y arrancó las semis de la Liga Sudamericana de manera inmejorable.

Las caras que mostró Bahía en este partido fueron muy marcadas. Por momentos su rendimiento fue bastante habitual, por otros acusó de baches muy prolongados y en otros brilló. Esto último lo consiguió en el último periodo, revirtiendo una desventaja que rozó los diez tantos y ganándolo por unos cómodos trece de diferencia.

Y esa diferencia puede ser vital de cara a lo que se viene en la agenda de la cita internacional, porque jugará un rol importante en caso en caso de que se requiera. De todas formas hoy lo importante pasa por un Bahía que dio su primer paso en la Sudamericana, de la mano de un terrible Lucio Redivo que está cada vez más determinante (20 puntos).

La historia fue parejísima en el inicio, con Deryk Ramos haciendo un aporte tremendo desde media o larga distancia y un Bahía que supo responder ya sea con Redivo o con Johnson. Lo de Vaulet también fue determinante, por su capacidad atlética en la toma de rebotes.

Lo de Redivo se destacó por encima de todo, aunque defensivamente a Bahía le costó contener la potencia de Uniceub. Había que mejorar esa faceta en el fondo, porque en ataque las respuestas tampoco eran lo suficientemente fluida. Muestra de esto último fue el primer cuarto, que terminó con ambos elencos igualando en 15 unidades.

Bahía mejoró su propuesta defensiva en el segundo periodo, con el ingreso de Corvalán y repartiéndose más la bola en ataque. Por eso consiguió meter una carrera de 10 a 0 para dispararse a 25-15, en un llamado de atención para el conjunto brasileño que buscó urgentemente un cambio de cara.

Y terminó mejorando Uniceub, sobre todo por el aporte de Lucas y un Guilherme más activo, clave para su experimentado aporte. También lo hizo gracias a un declive muy pronunciado en Bahía, que ya no defendió como lo venía haciendo y dejó huecos muy grandes en el fondo. Bahía se pinchó, Uniceub no dejó pasar oportunidad y lo dio vuelta: parcial de 16 a 4 para pasar a ganarlo 31-29 al descanso largo.

El dolor de cabeza para los bahienses aumentó en el reinicio de las acciones, con un Uniceub que entró más sólido y de la mano de Guilherme se escapó a un notorio 38-29.

Pero Bahía respondió rápido, se rearmó y contestó con el que quizá es su gran tridente de soluciones: el goleo inagotable de Redivo, la calidad y ascendencia de Fjellerup, y el tremendo juego interior de Johnson.

Costó porque Deryk Ramos y Lucas Mariano absorbieron todas las ofensivas de Uniceub, desde su efectividad y su preponderancia de cara al aro. No obstante, Bahía salió de aquel mal pasaje, pudo reinventarse y cerró el parcial abajo por apenas cinco tantos de distancia: 51-46.

El último periodo pareció ser de otro partido. Lejos de la paridad y los momentos de dominio de Uniceub, Bahía explotó en ambos costados y le dio un vuelco inesperado al encuentro. No porque no pudiese ganarlo, sino por la contundencia con la que cambió el curso del partido y su soberbio control para manejar el parcial definitivo.

La síntesis es clara: parcial de 25 a 7 en el último periodo para terminar festejando un partido. Defensivamente fue una muralla, mientras que la forma en la que se destrabó en ofensiva fue sorprendente. Así, con un Redivo descomunal, el aporte de Johnson debajo de los cristales y un equipo altamente fortalecido (con Fjellerup, Vaulet y Corvalán), Bahía concretó una reacción brillante y se llevó un triunfo histórico ante Uniceub.

Síntesis:

Weber Bahía Basket (71): Whelan 6, Redivo 20, Vaulet 3, Levy 6 y Johnson 8 (FI) Fjellerup 14, Corvalán 8, Filippa 0 y Jasen 6. DT: Sebastián Ginóbili.

Uniceub (58): Fulvio 3, Ramos 18, Pilar 0, Guilherme (x) 17 y Lucas 17 (FI) Jefferson 0, Da Silva 1, Joao 0 y Fab Melo 2. DT: Bruno Savignani.

Arbitros: Vázquez (Puerto Rico), Sánchez (Uruguay) y Melgarejo (Colombia).

Parciales: 15-15, 29-31 y 46-51.

Cancha: Vicente Rosales.

Fuente: Basquetplus.com.ar

Foto: FIBA

 

Comentarios (0)Add Comment

Escribir comentario
corto | largo

security code
Escribe los caracteres de la imagen


busy