Torres: "Vamos por buen camino"
Imprimir E-mail
Luego del receso, el comienzo de año de Weber Bahía Estudiantes fue muy positivo. Logró dos victorias consecutivas frente a Boca y Obras, permitiendo un fortalecimiento grupal para consolidar, entre sonrisas, a las nuevas incorporaciones: Hernán Jasen y Devin Davis.

Además, Pepe Sánchez está recuperado por completo tras la hernia lumbar que lo aquejó en gran parte del torneo. De todos modos, una de las mejores noticias del equipo bahiense es el crecimiento del centro Juan Manuel Torres, una de las revelaciones de la LNB 2012-13.

En exclusiva, Torres dialogó con el departamento de prensa de la organización antes del choque con Libertad en Sunchales, a disputarse este viernes.

¿Qué análisis podes hacer luego de las victorias frente a Boca y Obras?
Estoy muy contento con el equipo. Hicimos un muy buen trabajo y logramos sacar adelante dos compromisos difíciles pese al poco tiempo que estuvimos entrenando juntos.

Sé que todavía nos queda mucho por mejorar, sobre todo en el aspecto defensivo. De todas formas, se notó un cambio positivo respecto a lo que veníamos haciendo. Vamos por buen camino, nos resta ajustar detalles, cuando lo logremos seremos un equipo muy difícil de vencer.

¿Qué podes decir de los nuevos fichajes del equipo?
La llegada de dos jugadores como Pancho y Devin fue fundamental, además de la recuperación definitiva de Pepe. Nos permitió sumar calidad y recambio. Cuando un equipo tiene variantes puede ensayar distintos tipos de situaciones de juego. En gran parte de la Liga fuimos un equipo muy corto y eso hizo que tengamos problemas para cerrar los partidos. No tener faltas tácticas para dar y acumular desgaste se siente. Ahora estamos realmente bien: si alguno debe salir, sabemos que hay un compañero listo para el reemplazo de inmediato.

En lo que va del torneo has demostrado un gran nivel, mejorando fecha a fecha, aportando mucho en ataque y defensa. La responsabilidad del ser el único centro natural del equipo parecería no haberte pesado...
Estoy muy contento con el momento que estoy pasando. Entrar de titular con tantas figuras en el equipo es muy importante para mí. Durante la primera parte de la liga el equipo tuvo altibajos que hicieron que tuviera sentimientos encontrados. Cuando un equipo pierde no importa el momento personal; siempre tuve en claro que lo individual pasa a segundo plano cuando no se obtiene un buen resultado.

La llegada de Pancho y la recuperación de Pepe nos obliga a aprender todo el tiempo. Los demás, los normales, debemos aprovechar todo lo que nos brindan. En lo personal, me pasa que cuando entreno o juego con ellos, quiero hacer todo bien. Por momentos parezco un chico que quiere hacer todo en forma correcta en busca de la aprobación del padre. Influye mucho contar con personas como ellos, motivan al plantel a mejorar, a buscar las ventajas. Es lo que necesitábamos para comenzar a mejorar

El equipo, además, luce con otra experiencia...
La incorporación de Pancho, Davis y la reincorporación de Pepe nos dio un tinte diferente. Sentimos un cambio, se notan los jugadores con currículum.
Dentro de la cancha es increíble la tranquilidad que transmiten. Son referentes que nunca esquivan la responsabilidad, se hacen grandes en momentos complicados.
Además de lo que dan adentro, también apoyan desde afuera. Lo vivimos con Pepe; cuando él no podía jugar por su lesión, estuvo con nosotros, nos aconsejó mucho.

El viernes tendrán un partido muy complicado frente a Libertad de Sunchales. ¿Cómo anticipás ese juego?
Libertad es un rival directo en nuestras aspiraciones. Tuvieron una gran primera fase y les has costado un poco consolidarse en la segunda. Vienen de vencer a Regatas, puntero de la liga, por lo que considero que va a ser un partido muy duro, aunque confiamos en nosotros.

Debemos aprovechar la presencia de Pepe y Pancho; con ellos, los rivales nos respetan más. Antes del receso, nos costó mucho cerrar partidos que tuvimos a tiro. Creo que ese será el desafío a partir de ahora: llegar al final y quedarnos con lo que trabajamos durante los primeros tres cuartos de acción.

FUENTE: Lucas Mattioli para Prensa WBE